VENTANAS CERTIFICADAS PASSIVHAUS

Las ventanas están diseñadas para proporcionar vistas al exterior, aislar los espacios interiores de las condiciones climatológicas exteriores y proporcionar una cantidad justa de ganancias solares. Una ventana certificada Passivhaus garantiza todo esto y además cumple los requisitos más exigentes del estándar.    

Criterios para la certificación de ventanas

El Passivhaus Institut certifica componentes de alta eficiencia energética de acuerdo con unos criterios de tal forma que esos componentes garanticen el cumplimiento de los requisitos en cuanto a confort, higiene y eficiencia energética. Una construcción Passivhaus no exige el uso de componentes certificados, pero aportan una garantía de calidad y generalmente son entre dos y cuatro veces más eficientes que los productos comúnmente utilizados. 

Sin embargo, no cualquier ventana que aísle bien servirá como ventana para una Passivhaus. De hecho, las especificaciones para que los aislamientos térmicos de una ventana entren dentro de esta categoría son muy rigurosas y exigentes.

Tampoco cualquier ventana servirá en cualquier zona climática. Para la certificación de componentes, el Passivhaus Institut ha diferenciado 7 tipos de clima y por consiguiente, para cada uno de esos tipos habrá una ventana o componente apto para la construcción Passivhaus.

Para la certificación hay unos criterios requeridos como el factor de temperatura (, coeficiente de transmitancia térmica global (Uw) y coeficiente de transmitancia térmica de la ventana instalada (Uw,instalado) que son diferentes en cada zona climática.

En España encontramos dos zonas climáticas: cálido – templado en el interior de la península y cálido en las zonas de costa. Los criterios para la certificación en cada caso serán los siguientes:

Clima cálido-templado

  • Criterio de higiene fRsi ≥ 0,65
  • Valor U del componente ≤1,00 W/m²K
  • Valor U instalado ≤ 1,05 W/m²K
  • Acristalamiento de referencia 0,90 W/m²K

Clima cálido

  • Criterio de higiene fRsi ≥ 0,55
  • Valor U del componente ≤1,20 W/m²K
  • Valor U instalado ≤ 1,25 W/m²K
  • Acristalamiento de referencia 1,10 W/m²K

También se asigna a las ventanas una clase de eficiencia en función de las pérdidas de calor a través de la parte opaca, el marco. En estas pérdidas de calor, se consideran: los valores-U del marco, el espesor del marco, los valores-Ψ del borde del vidrio y las longitudes del mismo. En el caso de certificación de sistemas de ventana, las pérdidas de calor a través de infiltraciones también están incluidas en el cálculo.

  • phA+: Componente muy avanzado
  • phA: Componente avanzado
  • phB: Componente básico
  • phC: Componente certificable

Todos estos requisitos se podrán alcanzar si todas las partes integrantes de la ventana son los adecuados: carpintería, vidrios y espaciadores, sin olvidar la correcta instalación en obra.

Conclusiones

Las ventanas energéticamente eficientes son cruciales para una alta eficiencia energética de los edificios pasivos. En términos de confort, humedad y pérdidas de transmisión, son la parte más débil de la envolvente. Una ventana con el certificado Componente Passivhaus, ofrece las más altas prestaciones para una construcción de calidad.